miércoles, marzo 21, 2012



Cuando el impulso artístico se refina hasta el punto de alcanzar la máxima verdad de su objeto, se convierte en filosofía. Destilar la verdad del objeto es la función de la filosofía, pero también del impulso artístico más básico.


0 comentarios:

Publicar un comentario